Es complicado a veces conseguir la iluminación perfecta para cada lugar de la casa o de una oficina, esa iluminación que nos haga sentir que estamos en nuestro hogar o en un sitio en el que estamos a gusto para realizar cualquier tipo de actividad.

Pero claro, cuando buscamos la iluminación en muchas ocasiones lo que queremos son lámparas que le den un toque diferente a nuestras habitaciones, cocinas, oficinas, etc. ¿Es realmente tan fácil conseguir encontrar esa lámpara que queremos? Pues no es tanto como podríamos imaginar, es por ello por lo que podemos reciclar objetos que podamos decorar a nuestro gusto y conseguir nuestra propia lámpara.

Existen objetos que nunca imaginarías que pudieses utilizar como futuras lámparas, pero sí. Sólo necesitas un poco de imaginación, unos sencillos pasos y el lugar decidido donde quieras poner todas estas nuevas lámparas.

Lámpara colgante con las famosas “Jarras Mason”

Los frascos de cristal tan utilizados para colocar las ensaladas en vertical o los smoothies, tan sanos como deliciosos, son ideales para construir nuestras lámparas colgantes que podemos colocar en cualquier parte de nuestra casa u oficina.

No sólo podemos decorarlas como queramos, sino que conseguimos una iluminación bastante particular y, además, es muy fácil de construir.

A continuación podrás seguir los pequeños pasos a seguir para conseguir tu lámpara colgante de manera rápida:

jarra mason lampara 243x300 Cómo hacer lámparas con jarras Mason

Materiales:
  • Una jarra de la marca Mason de 1 litro, por ejemplo, de boca ancha y que tenga tapa.
  • Un rotulador permanente
  • Clavos
  • Martillo
  • Tijeras de hojalatera o cortachapa
  • Kit de iluminación que podemos conseguir en lugares como IKEA, por ejemplo.

¡Comencemos con nuestra construcción!

Una vez tenemos todos los materiales localizados y una zona para realizar nuestra lámpara colgante, es el momento de empezar a hacer los pequeños pasos que nos van a llevar a un resultado espectacular.

Lo primero que debemos hacer es separar la tapa de nuestra jarra de Mason y, a su vez, separar las dos partes que forman esta tapa, es decir, dejar el aro por un lado y la tapa por otro, ya que será en esta segunda parte donde más trabajaremos.

El siguiente paso será coger nuestro kit de iluminación y desatornillar nuestro conector, ya que será una parte fundamental para poder hacer la unión perfecta y duradera entre nuestro kit de iluminación y nuestra jarra Mason.

Ahora coloca el kit de iluminación encima de la tapa de tu jarra Mason, intenta que sea de manera centrada y con un rotulador permanente, señala el perímetro de ese kit de iluminación, así sabrás exactamente el diámetro que deberá tener este kit dentro de tu jarra.

Una vez tenemos dibujado el círculo, debemos coger un clavo y nuestro martillo y hacer un agujero en un punto de la línea del círculo. Este punto nos servirá para introducir una de las aspas de nuestras tijeras cortachapas, así podremos recortar el círculo sin muchos problemas, dejando un agujero en la tapa inicial de nuestra jarra Mason con una forma circular perfecta.

Podemos decidir en este mismo momento si queremos crear algún diseño en nuestra jarra Mason, ya sea pintando con plantillas frases o letras al alzar, animales, flores, etc… que se iluminen cuando encendamos nuestra lámpara colgante. Esto le dará un toque todavía más original a aquel lugar en el que la coloquemos y puede inspirarnos, ayudarnos a ser unas personas más creativas e incluso empujarnos a relajarnos cuando más lo necesitemos.

En este momento, que ya tenemos nuestro agujero en la tapa realizado, debemos introducir por él nuestro kit de iluminación hasta donde terminan las líneas preparadas para el movimiento de “enroscar”, ya que deberemos volver a enroscar aquella pieza que desenroscamos al inicio de toda nuestra actividad.

Si ya hemos introducido nuestro kit de iluminación y hemos enroscado nuestra pieza, hemos llegado al momento en el que podemos colocar la bombilla que queramos y que encaje en nuestro kit de iluminación. Esta bombilla puede ser de colores, normal, de bajo consumo, etc.

Por último, sólo debemos cerrar con mucho cuidado la tapa de nuestra jarra Mason y tendremos una lámpara colgante perfecta para nosotros y nosotras. Y lo más importante, única en su especie y que seguramente muchas personas se quedarán enamoradas de ellas.

Este mismo proceso se puede llevar a cabo con otro tipo de materiales, por ejemplo, con ensaladeras que son de materiales como ensaladeras de materiales resistentes o hacerlas, siguiendo un proceso un poco más elaborado, con materiales como sombreros o con perchas.

lamparas jarra mason Cómo hacer lámparas con jarras Mason

Lo importante es tener claro que con muchas cosas que tenemos cerca y que, muchas veces pensamos que no sirve de mucho, podemos hacer cosas en las que nos gastaríamos dinero y nunca terminan de convencernos. Cuando la solución más fácil es reciclar y hacerlo totalmente a nuestro gusto.

Más ideas en decoración para tu casa. Haz clik aquí.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here